La semilla como frontera temporal (Extracto del Libro de los Sellos)

La primera onda contiene una frontera temporal. Los sellos Dragón, Viento y Noche tienen que esperar a la Semilla para entrar en el tiempo, ya que no pueden iniciar el tiempo real, o sea el año; sólo lo puede hacer Semilla y los demás de su familia (familia portal).
Estos tres sellos corresponden al periodo de oscuridad, o sea de Noche, antes de lucir el Sol en Semilla.
La Semilla corresponde por lo tanto a los primeros rayos del Sol, al momento de “dar a luz”; la Noche, al periodo embrionario en lo oscuro, donde hay claridad pero todavía no está el Sol; y el Viento y el Dragón, a todo lo anterior, incluido lo ancestral.
La Semilla es el inicio del tiempo; del nacer al tiempo; del nacer a la conciencia, porque el tiempo se asocia a la conciencia para que florezca y se expanda. Y la Semilla nos habla de esa generosidad que permite la vida. Da alimento, sanación, calor, utensilios; es alquímica, transforma lo que no vale en algo benéfico y útil. La Semilla es pacífica. La Semilla nunca hace la guerra, sólo hace el amor.
La Semilla corresponde al momento del amanecer, y encontramos que es algo que está en lo oculto (se escarba la tierra y se introduce la semilla) y en su momento sale a la luz. La Semilla es como un símbolo de pasar de lo oscuro de la Tierra o la Noche, a la luz. Es el símbolo del amanecer. Por eso situamos el tono 4 como el momento de amanecer.
Simplemente haciendo aparecer un inicio en el tiempo, que es lo que sucede con la familia portal, se divide la realidad en dos.
La realidad atemporal del Dragón y la realidad en el tiempo.
La familia portal abre el tiempo. La familia compuesta por Semilla, Luna, Mago, Tormenta ocupa siempre el primer día del año. Pero no puede iniciar el Tzolkin, no es lo primero, ya que lo primero es la solidaridad.
La planta, el árbol, la semilla, contiene una frontera, y nos anuncia una frontera.
La semilla es algo que abre el tiempo, como tu nacimiento. El tiempo en ti, comienza contigo y se acaba contigo. La semilla va hacia la luz, como resultado del programa interno, no necesita ni buscarla. Las plantas, las semillas saben dónde esta la luz y se dirigen hacia ella siempre.
(Para información sobre cómo adquirir el e-book o el libro en papel puedes escribir a nuevocalendariomaya@gmail.com Gracias)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *