Lo que hay que cambiar es lo que ves, no la realidad

Lo que hay que cambiar es lo que ves, no lo que sucede.
Cambiar lo que ves expresa una actitud que depende de ti, de tu trabajo interior.
Tú puedes modificar lo que estás viendo, según digas que sucede una cosa u otra. Si estás en la actitud de la víctima y explicas todo lo que sucede desde ahí, solo pueden suceder cosas malas que te agreden. Pero si estás en la actitud del voluntario, que también es la actitud del explorador o caminante del cielo, quizá todavía no entiendes muy bien qué sucede y estás simplemente tratando, con ecuanimidad y desde la conciencia, de situarte en el lugar donde todo tiene sentido, porque en tu interior, desde tu conexión espiritual con dimensiones superiores, vivencias que todo tiene sentido.

Por eso, no se puede pedir que las cosas sean diferentes, ya que la realidad o lo real pertenece a la dimensión Dios, y por eso no puede ser mejorada, porque es óptima. Sin embargo, la realidad subjetiva, que es desde donde tú ves, sí puede ser mejorada, cuando ves desde los ojos de Dios. Ese es el trabajo personal.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *