La expansión de la conciencia es una iluminación

Muchas veces podemos creer o podemos imaginar que expandir la conciencia es conocer el funcionamiento o la naturaleza de la realidad, pero la realidad como algo externo.
Muchas veces podemos creer que expandir la conciencia significa tener una iluminación acerca de cómo funcionan las cosas, cómo es la realidad más allá de la apariencia, es decir conocer lo que te rodea, lo externo.
Sin embargo, sería conveniente situarse ante el hecho de que expandir la conciencia es saber quién eres tú, es decir, un conocimiento hacia dentro. Saber quién eres, reconocer por qué vives, por qué te has encarnado, te libera de la irrealidad, de los roles falsos y de los papeles que haces no desde ti, desde tu propio programa, sino de los papeles que vives desde el ensueño de otra persona, desde la configuración de la realidad que otra persona ha conceptualizado para ti.

La expansión de la conciencia es encontrar la realidad de ti mismo, y entonces eso es lo que te permite ser absolutamente eficaz y entonces mágico, porque conectas con tus dones, con tus capacidades. Conectas con la realidad Dios, que ha decidido crearte para un fin específico, y entonces es cuando permites el florecimiento y la abundancia de ese proyecto.

Entonces, claro, la expansión de la conciencia, ese momento de iluminación, es el momento inicial del despertar.

El guerrero, que es la expansión de la conciencia, siempre viene detrás del águila

El guerrero, que es la expansión de la conciencia, siempre viene detrás del águila, detrás de algo que significa la visión de la maravilla. El águila no solamente significa “ver” sino “ver lo bueno”.
Sabemos que para que suceda esa expansión de la conciencia, que te permite entrar en otra dimensión de la vida, saliendo de la dimensión del sufrimiento y de la enfermedad, hace falta cambiar lo que decimos que vemos: ¿estamos en un sitio adverso o favorable?, ¿en un sitio lleno de enemigos o en un sitio lleno de amigos, de energías que te ayudan?

Si vas a tu histórico, la madre es un territorio super benéfico para su embrión. ¿Cuándo se ha convertido la vida en un sitio negativo?
La madre significa la vida. Cuando sales de la madre y eres un bebé, la madre sigue cuidándote, pero también el padre y todos.

Hay un momento en que parece que todo va en contra, pero está más bien asociado al ego, al “yo tengo que conseguir esto”, o a los daños emocionales, que te hacen pensar que “tú no puedes” o cosas así.
El despertar de la conciencia es entrar ahí, en ese territorio confuso, ponerle orden y empezar a decir “todo va en favor mío”, porque lo ves.
Incluso el dolor, cuando lo resuelves representa una gran satisfacción. Para eso sirve el problema, para despertar.

Cuando empiezas a hacer esos cambios es cuando la cosa está funcionando, es decir, cuando la conciencia se va expandiendo, y esto es algo que experimentas cuando despiertas, cuando sales del sueño.

La expansión de la conciencia (guerrero) está asociada a la iluminación de la kundalini (serpiente)

La sombra del árbol s
El guerrero es el sello oculto de la serpiente.
Cuando consideramos al guerrero siempre lo relacionamos con la kundalini iluminada. La expansión de la conciencia la asociamos a la iluminación de la kundalini.

Sin embargo, puede haber también una cierta complacencia que lleve a confundir el significado de la kundalini como energía de luz. Por eso es apropiado precisar su significado.
En estos momentos en que el preguntador te muestra y devuelve la conciencia de tu linaje, es importante expresar con un poco más de claridad la relación entre el guerrero y la serpiente.
El guerrero con su preguntar es similar al preguntador, dando forma a la luz. La iluminación de la kundalini o kundalini luminosa está asociada a la expansión de la conciencia, que es el resultado de la tarea que hace el guerrero a través de sus preguntas y su cuestionamiento. Está dando forma a la luz.

La serpiente es el rojo, que es la forma y la materia, dándole una materia o asiento material a la luz y permitiendo que encarne. La serpiente en esta consideración es la materia y el cuerpo de la luz.
La familia Polar contiene al sol, la serpiente, el perro y el águila. Es la familia de la luz, siendo la serpiente el rojo del sol.
La forma material que adopta la luz es expresada por la serpiente, que es lo rojo.
La forma emocional de la luz es el amor incondicional y la incondicionalidad. Por eso aparece lo blanco, que es el perro, expresando el mundo emocional-espiritual, la emoción espiritual y el mundo de las emociones espirituales.
En el nivel azul está el águila y en el amarillo, el sol.

La parte oculta del guerrero está creando un cuerpo de luz.

La conciencia expandida es afirmar y no negar

El despliegue de la realidad compactada contiene una similitud con experiencias vivenciales actuales en el terreno deportivo, como es el windsurf y el skateboard.

La realidad compactada se despliega, y si no tienes la actitud y la alineación adecuada, te caes, es decir no la encuentras y la vivencia no sucede.
El despliegue de la realidad compactada precisa de una actitud y una alineación, que no es buena o mala, correcta o incorrecta, sino que es la llave que permite abrir, y cuando te encuentras ahí, es como el abracadabra que abre la cueva del tesoro.

Esa llave es lo que expresa en parte el castillo cuarto: la actitud del voluntario (onda tierra), el amor incondicional (onda perro), el ensueño (onda noche) y la expansión de la conciencia (onda guerrero).
Sin embargo, más que utilizar la expresión “expansión de la conciencia” es mejor “la conciencia expandida”. La expansión de la conciencia es algo que ayuda a mantener la conciencia expandida para desplegar la realidad. Para navegar en la realidad expandida, es necesario mantener la conciencia expandida.

La conciencia expandida es afirmar y no negar.
La conciencia expandida es “SÍ”, “esto es”, “esto sucede”, “amen”.

Una Serpiente dormida no es ejemplo de kundalini; sólo una Serpiente erguida con todos los sentidos abiertos

EL GUERRERO (Extracto del Libro de los Sellos)
El Guerrero está asociado al cuestionamiento y a la expansión de la conciencia. Cuestiona dudas e incita a reflexionar, promoviendo la evolución y la ampliación de conciencia.
Los Guerreros son las personas que están trabajando voluntariamente en la expansión de la conciencia. Actúan como una luz que elimina el error, quizá hablando, pero si no hay receptividad pueden hablar sin palabras, al ser de la persona, a sus ángeles, a sus guías, o ante una idea.
Cuestionarse es dialogar con la idea en sí, sin necesidad de relacionarlo con una persona.
El Guerrero pide tomar conciencia del proceso en el que nos encontramos, para vivir más plenamente el presente. La expansión de la conciencia es como una llama que se empieza a extender, despertando conciencias.

EL SELLO OCULTO
El sello oculto del Guerrero es la Serpiente.
Una Serpiente dormida no es ejemplo de kundalini; sólo una Serpiente erguida con todos los sentidos abiertos.
Por eso la Serpiente es el modelo de kundalini. Algo firmemente asentado en la Tierra y la conciencia hacia el cielo mostrando también esa energía ascendente de la Tierra.
Permitir a la conciencia expandirse implica disponer de mucha energía para amar, vivir, disfrutar y compartir.

La expansión de la conciencia lleva a la armonía y la abundancia

ONDA DEL GUERRERO (Del 14 al 26 de mayo)
La energía del guerrero, que representa la expansión de la conciencia, va siempre asociada, en una forma que no se ve (onda oculta), a la energía del caminante del cielo, que no tiene límites ni restricciones mentales:
Según vamos trabajando en la eliminación de las restricciones y patrones limitantes de comportamiento, estamos expandiendo la conciencia, y de esta forma conseguimos aumentar la energía (serpiente, tono 13 en la onda del caminante del cielo) y alcanzamos la sociedad celeste (estrella, tono 13 en la onda del guerrero).

La expansión de la conciencia lleva a la armonía y la abundancia (estrella, tono 13)
En esta onda, la liberación (tono 11) se consigue con el desapego mental, físico y material.
Lo que nos desafía y a la vez hace avanzar (tono 2) es la alineación (tierra) cielo y tierra con nuestro interior; cuidando a la tierra como a nuestro cuerpo.
Como es obvio, en esta onda da fuerza a la expansión de conciencia el sol (tono 5), es decir la luz.

CUARTO CASTILLO, EL ESPACIO DEL GUERRERO

Al considerar el cuarto castillo podemos encontrar sentido a qué ha sucedido en el tercer castillo, cuál es la propuesta del castillo azul, el castillo del tiempo, del fuego.

Encontramos que la frontera del surgimiento del cuarto castillo está en el guerrero 13, que es la forma transcendente del programa; hay un programa y su forma transcendente es la conciencia expandida, que es lo que significa el guerrero 13.

Y la cuarta onda del castillo cuarto es la onda del guerrero.

Así, lo que habita en el cuarto castillo, y cuyo nacimiento ha sucedido en el tercer castillo es el nacimiento de la conciencia.

 

La presencia del guerrero 13, mostrando la transcendencia del programa asociado a la conciencia, propone al ser real como un ser que necesita expandir su conciencia para ser real, de modo que si el ser humano no expande su conciencia, está en un submundo, en una realidad posible pero no plena.

 

El desarrollo de la onda que contiene el programa, que es la onda de la semilla, va paralelo y  avanza simultáneamente con el ascenso de la kundalini a nivel personal.

La onda de la serpiente se sitúa en el lado izquierdo de la columna resonante, como en la parte física del ser humano, y la columna de la semilla se sitúa a la derecha, en la columna 8 que expresa la integridad y que, como corresponde al color amarillo de la onda, es una expansión.

 

De modo que cuando estamos hablando de la conciencia, lo hacemos también de la plenitud de la energía luminosa en el interior del ser humano.

Cuando el ser humano expande su conciencia, también está desplegando su energía luminosa, entrando en armonía con la realidad más allá de la forma.

Se trata de un ascenso dimensional donde todo es armónico, pleno y gozoso, y de alguna manera es similar al vuelo del águila o a la experiencia que se expresa con el cuento de la Cenicienta.

 

La Cenicienta expresa un auténtico guerrero espiritual, donde no entra al juicio con la adversidad, sino que se mantiene en su centro. Y desde ahí dialoga con dimensiones superiores, como se expresa en el diálogo con el hada madrina y con los ratones, y en general con todos los acontecimientos extraordinarios que concitan su actitud íntegra.

 

De modo que cualquier persona que nazca en el cuarto castillo, cuando abandona el juicio o el papel de víctima o todos esos tipos de vibraciones que le derrotan, y se sitúa en su centro, alinead@ con el corazón amoroso y dialogante de la realidad como expresa la Tierra (primera onda del cuarto castillo), se expande como un guerrero espiritual.

 

La Cenicienta traduce a Luke Skywalker. El guerrero tiene como onda asociada al caminante del cielo, de modo que todo guerrero en realidad es un caminante del cielo.

Por eso es importante reconocer la realidad de guerrero de la luz presente en todas las personas que se han encarnado en este tiempo en un cuerpo de mujer, y que combaten desde su feminidad en favor de la paz y en favor de la vida, y por supuesto en favor del amor.

En este tiempo, donde se está produciendo un nuevo nacimiento espiritual es necesario escuchar a la mujer y reconocer su sabiduría, que es la sabiduría del amor y también del agua, porque la mujer es dueña del agua.

La frontera de la cuarta dimensión en estos momentos en las sociedades presentes está en el reconocimiento de la mujer. Pero en la mujer también existe esa frontera, y atentar contra la vida nunca es una solución.

 

El guerrero de la luz también puede caer en el lado oscuro, que es cuando actúa desde el miedo, no desde el amor.

El arma del guerrero es el ensueño. Si el guerrero no puede crear visualmente una realidad maravillosa, es un guerrero derrotado, es decir no es un guerrero, no ha expandido su conciencia, y en todo caso es un espejismo si se cree un guerrero.

La noche, onda azul del cuarto castillo, expresa una actitud, pero su contenido está en la onda del perro, en el amor incondicional.

Por eso muchos eslóganes acerca del derecho a decidir serán políticamente correctos, pero no expresan al guerrero, porque no son incondicionales.

 

El regalo del guerrero, o su desafío, es el amor, o sea la incondicionalidad.

El ensueño, es decir la noche, es un ver la luz en la pared de oscuridad.

Gracias guerrer@s