En la familia portal hay dos vectores que pueden ser considerados masculino y femenino

En la familia portal, formada por la semilla, la luna, el mago y la tormenta, hay dos vectores. Uno podría ser considerado masculino y otro femenino.

La semilla y el mago se dimensionan mutuamente. Son antípodas y cada uno encuentra su centro cuando aparece el otro. Este vector se podría considerar masculino.
A su vez, la luna y la tormenta se dimensionan, porque son antípodas, permitiendo cada una a la otra encontrar su lugar de poder y su centro de máxima actividad. La luna sitúa a la tormenta en el centro del telar, y la tormenta a la luna.
Los dos sellos significan agua. En una tradición la luna significa el agua, y en otra tradición la tormenta es la lluvia, el agua que proviene del cielo. Las dos se dimensionan y permiten situarse en el centro del telar, en el lugar de poder, del nuevo nacimiento. La luna y la tormenta tienen este significado asociado a la parte femenina.

Así, encontramos dos vectores constituidos por dos parejas de antípodas. El grupo de 4 se divide en dos parejas de antípodas.

La semilla te dice quién eres. Cuando te sitúa en el centro dice que tú tienes ese conocimiento de la magia, de la realidad profunda. Cuando el mago te sitúa en el centro, te dice que tienes ese poder de crear la vida constantemente y de florecer, de viajar en el tiempo y de renovarte permanentemente. Los dos expresan atemporalidad y conocimiento. Los dos expresan cómo ese conocimiento está en ti. Se trata de permitirlo y activarlo.

La luna y la tormenta, los hechos milagrosos, están hablando de ese conocimiento que hace referencia a Isis (luna). Isis no es suficientemente conocida a pesar de ser muy conocida. De todos esos conceptos que denominaban divinidades en la enseñanza guardada en la mitología egipcia, Isis es esa parte de tu interior que conoce el nombre de Dios. Todas las demás divinidades no conocían el nombre de Dios, aun siendo aparentemente muy poderosas. No conocían el nombre de Dios, por tanto, no eran tan poderosas como parecían.

Por eso el camino del mago, que aparece en la otra secuencia, semilla-mago, en realidad es también el camino de Isis. Es encontrar dónde en tu interior conoces el nombre de Dios, porque ese conocimiento es el que permite la resurrección y los hechos milagrosos.
Por eso el mago está al principio, en el primer castillo, pero la luna está al final, en el quinto castillo.
El encuentro de Isis en ti necesita el respeto a la tormenta; necesita encontrar la tormenta, la parte femenina de la tormenta que te recrea porque te ama.
Pero no te ama por tu esfuerzo. No te ama por todo lo que puedes o todo lo que sabes, sino simplemente porque eres, por lo que eres, simplemente por ser.

La familia portal, que inicia el tiempo, también inicia el tiempo sin tiempo.

castillos virtuales
La familia portal, que inicia el tiempo, también inicia el tiempo sin tiempo.
La familia portal, compuesta por la semilla, la luna, el mago y la tormenta, en el código Tzolkin es la que inicia el año civil maya, correspondiendo siempre el 26 de julio con uno de estos sellos de la familia portal.
Sin embargo, el Tzolkin tipo comienza con el dragón. Esto nos da una idea de que el Tzolkin realmente no mide el tiempo sino que tiene otra función.

Dentro del Tzolkin esta familia se ocupa de iniciar el año civil después del día verde, pero como sello, porque como onda puede estar en cualquiera.
El Tzolkin tipo se inicia con el sello dragón y también con la onda dragón.
En la consideración de las ondas, que aparece expresada por los castillos, encontramos que la familia portal también es la encargada de abrir el tiempo real, que está expresado por el castillo verde, que comienza con la luna. Esto califica al tiempo anterior como tiempo donde la realidad no es plena, es decir, donde la realidad y la irrealidad conviven.
Sin embargo la luna, que inicia el quinto castillo, contiene la expresión del tiempo real y de lo óptimo. Es el resultad de un salto evolutivo, de modo que todo lo anterior queda como el momento adecuado para la preparación al salto después del despertar.
Así, también en las ondas, ya que los castillos son una ordenación de ondas, un representante de la familia portal es el encargado de abrir el tiempo.

Además del ritmo de los días (+1+1+1) y del ritmo de las ondas (+13+13+13) hay otro ritmo que es el de los castillos, con una secuencia de +52+52+52, que aparentemente se cumple con los 5 castillos. Sin embargo, ese ritmo solamente está indicado. Hay una parte no visible que queda abierta al descubrimiento, y es el de la coherencia de las familias en los castillos.

En la expresión de los 5 castillos (rojo, blanco, azul, amarillo y verde) solamente aparecen de forma coherente, es decir ordenados según los colores, dos familias, cardinal y señal.
La familia cardinal aparece en los cuatro primeros castillos en forma ordenada: en el primer castillo, castillo rojo, el dragón rojo; en el segundo castillo, castillo blanco, el enlazador blanco; en el tercero, castillo azul, el mono azul; y en el cuarto, castillo amarillo, el guerrero amarillo. Sin embargo no va a aparecer ningún representante en el castillo verde.
De esta forma, la familia cardinal aparece siguiendo el orden de los castillos según el ritmo de los colores, ocupando los 4 primeros castillos.

El ritmo 4 significa realidad, lo sólido y lo visible. Es algo eminentemente práctico como viene expresado por el cuarto tono, que significa cómo lograr el propósito.
De modo que las familias van apareciendo de 4 en 4, manifestando así realidad, solidez y cómo lograr el propósito.

La familia señal también aparece ordenada de forma coherente en los 5 castillos, solamente que sus 4 componentes ocupan el espacio del segundo, tercer, cuarto y quinto castillos, para completar ese requerimiento del 4, de realidad y de cómo lograr el propósito.
La familia señal aparece de forma coherente, porque primero aparece el rojo, luego el blanco, el azul y el amarillo, y eso muestra coherencia.
Intencionadamente va a comenzar en el castillo blanco, siguiendo en el azul, amarillo y verde, mostrando que al castillo verde se accede desde la emoción y lo expresado por lo blanco.
El caminante del cielo rojo aparece como uno en el segundo castillo, castillo blanco; el espejo blanco aparece como número dos pero sobre el castillo azul; la noche azul aparece como número tres sobre el castillo amarillo, y finalmente la estrella amarilla aparece como número cuatro de la familia, pero sobre el castillo verde.

De esta manera sobre los 5 castillos visibles solamente aparecen 2 familias en forma coherente.
Sin embargo, si en lo no visible volvemos a considerar los componentes del primer castillo como castillo seis, vemos que aparentemente al menos se produce una repetición, la del primer castillo. Pero no se trata de una repetición, puesto que hay algo nuevo que no aparecía antes, y es que al colocar el primer castillo como sexto aparece ordenada coherentemente la familia polar: la serpiente roja en el tercer castillo; el perro blanco en el cuarto; el águila azul en el quinto; y el sol amarillo en este sexto castillo virtual.
De modo que el primer castillo significa el comienzo, pero cuando se coloca como sexto castillo expone la coherencia de la familia polar, que es algo que no aparecía antes.

A continuación, si colocamos el segundo castillo como séptimo tampoco se produce una repetición, apareciendo un hecho nuevo que es el despliegue coherente de la familia central: la tierra roja en el cuarto castillo; el viento blanco en el quinto castillo, castillo verde; la mano azul en el sexto castillo; y el humano amarillo en este nuevo séptimo castillo virtual.
De este modo esta familia también aparece ordenada coherentemente, sin haberse producido ninguna repetición real.

Al colocar el tercer castillo como octavo se brinda la oportunidad de que aparezca coherentemente la familia portal, que ha comenzado precisamente en el quinto castillo, castillo verde, iniciando un nuevo tiempo, el tiempo de lo óptimo: la luna roja en el castillo verde; el mago blanco en el sexto castillo, primer castillo virtual, mostrando así que se trata de otra realidad, que solamente se percibe desde la cuarta dimensión, donde aparece como inicio el castillo verde pero que se va desplegando; la tormenta azul en el séptimo castillo, segundo castillo virtual; y finalmente en el octavo castillo, tercer castillo virtual que completa el castillo verde, se encontraría la semilla amarilla.

Los 7 primeros castillos van a ocupar 364 días, de modo que este octavo castillo, que complementa la serie de 4 que expresan lo real, y en este caso la realidad que se inicia en el quinto castillo, se va a iniciar en un día tan especial como es el denominado fuera del tiempo.

A partir de esta secuencia sí van a aparecer repeticiones, porque si hubiera un noveno castillo, ya estaría repitiendo lo que ha sucedido en alguno de los anteriores.
De este modo el octavo castillo que finaliza la secuencia iniciada en el quinto castillo con la luna, cierra la exposición donde aparecen ordenadas coherentemente las 5 familias, y le da la característica de sin tiempo al periodo que se inicia desde la luna como expresión del inicio del tiempo, que en este caso ya plenamente es el tiempo sin tiempo.

Ese espacio que se diseña desde el inicio del castillo verde con la onda de la luna, hasta el momento que conecta con el lugar que ocupa el día verde, dando inicio al cuarto elemento amarillo que significa expansión, donde las ondas aparecen ordenadas en forma coherente, sitúa como resonante, es decir como central, a la familia del sol.
Sitúa a la luz como resonante y a la familia de la luna, familia portal, que contiene la expresión del agua y la emoción, con las características de lo óptimo y de lo verde, ya que aparece como quinta familia.

La familia Portal está asociada a una energía de transmutación y emoción

familia_portal_new
FAMILIA PORTAL (Extracto del Libro de las Familias)

La familia portal está formada por la semilla, la luna, el mago y la tormenta.
Está asociada a una energía de transmutación y emoción. Es el acceso a una realidad donde hay más consciencia.

La característica relevante de esta familia es el AGUA, la emoción, estando expresada la sanación aquí por medio de la transmutación, de forma que las personas de esta familia están invitadas a ver cómo lo que parecía lo peor, resulta ser lo mejor.

LA FAMILIA DEL AGUA:
En la división de los 20 sellos según el ritmo del 4, es decir, en los cuatro colores, el agua está expresada por el segundo color, el blanco, pero cuando se dividen los 20 sellos en 5 familias, el agua está representada por la familia Portal.

La semilla se nutre de agua; es agua convirtiéndose en vida orgánica.
La luna, asociada a las emociones, es propiamente el agua en el Tzolkin.
La tormenta obviamente está formada por agua, y es el prototipo de transformación o transmutación en esta familia.
El mago, de color blanco, saca su fuerza del agua, de la emoción, de la empatía. Sabe viajar a través de las neuronas espejo para sanarte, porque su oculto es la mano, la sanación, y su herramienta es hacerse uno contigo desde la empatía.
La medicina china reconoce que el cerebro y el sistema nervioso están regidos por el riñón, que corresponde precisamente al agua. El agua es el componente mayoritario del cerebro, luego es quien aprende.
Sabemos que el mago es el mago del agua, y es que a esta familia le ayuda mucho el conocimiento del Tzolkin.

Precisamente el Tzolkin tipo presenta a la semilla, es decir, al árbol y al agua, como prototipo del tono 4, asociada a la autoexistencia y con algo muy práctico que es la respuesta a “cómo puedo lograr o realizar el propósito”.
Así, vivir el agua es la forma de lograr el propósito del Tzolkin.
La experiencia de la autoexistencia es fundamental para ser prácticos y poder lograr cosas. De hecho el agua es lo más práctico que existe, por su necesidad: el hombre necesita el agua, que le permite lograr su propósito de seguir vivo, y las plantas necesitan agua para crecer.
El agua es práctica sin darse aires de superioridad, demostrando total humildad práctica. Por eso habla del programa de la vida, ya que el agua tiene lo que la planta y el hombre necesitan, y de la autoexistencia, que te da tal seguridad que ya no pierdes energía dudando ni sintiéndote fuera de lugar. Estás, puedes y lo haces.

LA FAMILIA COMO COMIENZO DEL TIEMPO:
Esta familia indica el comienzo del tiempo, porque el año maya siempre comienza el 26 de julio con un sello de la familia portal, que por eso es una puerta. Para el Tzolkin la cuenta calendárica y la conciencia del tiempo se inician desde algo que se considera agua.

La familia Portal inicia la conciencia del tiempo, el año y el calendario, pero también la exigencia, porque si te pago compro tu tiempo y tienes que rendir, y eso es un engaño que te lleva al desprecio, no al aprecio.
Así, puedes convertir el tiempo en exigencia y desprecio, pero también puedes encontrar el tiempo como conciencia, que es donde aparece la expansión como luz y puedes realizar la perfección y el amor, encontrando a través de la emoción y el agua otra realidad asociada al amor y un cuerpo de luz que se nutre de luz y de amor.
La tormenta, sello 19, es la puerta a la iluminación, sello 20, el sol.

http://viatzolkin.com/e-books-libros-y-calendarios/el-libro-de-las-familias/

FAMILIA PORTAL (luna, mago, tormenta y semilla) – SANAR LAS VIVENCIAS

familia_portal_new
FAMILIA PORTAL (luna, mago, tormenta y semilla) – SANAR LAS VIVENCIAS
Esta familia sana el momento. Expresa el tiempo y soporta las vivencias, que son oportunidades.
En esta familia está la TORMENTA, asociada al renacer. Es la parte matriz de Dios que te vuelve a gestar. En la tormenta hay un renacer, reinventarte y reconstruir tus vivencias.
Como primer elemento (color rojo) está la LUNA, que es la parte cuerpo y tiene luz, pero como espejo, porque no se apropia de la luz. Está trayendo luz a la oscuridad, que es una forma de iniciar el renacer; cuando te toca la luz empiezas a renacer.
La luna favorece el renacer y al mismo tiempo marca un camino direccional hacia la luz.

El MAGO actúa respecto a la sabiduría de la misma manera que la luna respecto a la luz. No se apropia de la sabiduría, solamente la refleja, distribuye y permite aflorar en medio de la confusión, marcando un camino. El mago sigue un camino y marca un camino. Con su actitud demuestra y muestra.
La demostración del mago de paciencia y claridad atrae la atención, no por su marketing, por su escenificación o por su apariencia, sino por su propia vibración, que está expresando la emanación de Dios.
En la onda del mago la tierra es el tono 4 o el “cómo”. El mago actúa como un voluntario, estando su actitud abierta a la sabiduría, pero sin apropiarse de ella. Esa apertura es como limpiar un cristal o un espejo, y permite llevar la luz.

Luego está la SEMILLA, que contiene los programas. Es un potencial que solo necesita que haya buena tierra y buena disposición. Es un voluntario para crecer.
La actitud del mago, de reflejar la sabiduría, es exactamente lo mismo. Es como un símil, al igual que la resurrección. La semilla representa el programa limpio, formateado y auténtico, y el renacimiento de ese programa es la eliminación de los obstáculos. Por eso hay una liberación de hechizos que impiden el programa.
La semilla expresa “se tu”, sin esfuerzo, simplemente permitiendo al programa ser.

Las personas de la familia Portal están invitadas a ver cómo lo que parecía lo peor, resulta ser lo mejor

LA FAMILIA PORTAL (Extracto del Libro de las Familias)
La familia portal está formada por la semilla, la luna, el mago y la tormenta.
Está asociada a una energía de transmutación y emoción. Es el acceso a una realidad donde hay más consciencia.

La característica relevante de esta familia es el AGUA, la emoción, estando expresada la sanación aquí por medio de la transmutación, de forma que las personas de esta familia están invitadas a ver cómo lo que parecía lo peor, resulta ser lo mejor.

LA FAMILIA DEL AGUA
En la división de los 20 sellos según el ritmo del 4, es decir, en los cuatro colores, el agua está expresada por el segundo color, el blanco, pero cuando se dividen los 20 sellos en 5 familias, el agua está representada por la familia Portal.

La semilla se nutre de agua; es agua convirtiéndose en vida orgánica.
La luna, asociada a las emociones, es propiamente el agua en el Tzolkin.
La tormenta obviamente está formada por agua, y es el prototipo de transformación o transmutación en esta familia.
El mago, de color blanco, saca su fuerza del agua, de la emoción, de la empatía. Sabe viajar a través de las neuronas espejo para sanarte, porque su oculto es la mano, la sanación, y su herramienta es hacerse uno contigo desde la empatía.
La medicina china reconoce que el cerebro y el sistema nervioso están regidos por el riñón, que corresponde precisamente al agua. El agua es el componente mayoritario del cerebro, luego es quien aprende.
Sabemos que el mago es el mago del agua, y es que a esta familia le ayuda mucho el conocimiento del Tzolkin.

Precisamente el Tzolkin tipo presenta a la semilla, es decir, al árbol y al agua, como prototipo del tono 4, asociada a la autoexistencia y con algo muy práctico que es la respuesta a “cómo puedo lograr o realizar el propósito”.
Así, vivir el agua es la forma de lograr el propósito del Tzolkin.
La experiencia de la autoexistencia es fundamental para ser prácticos y poder lograr cosas. De hecho el agua es lo más práctico que existe, por su necesidad: el hombre necesita el agua, que le permite lograr su propósito de seguir vivo, y las plantas necesitan agua para crecer.
El agua es práctica sin darse aires de superioridad, demostrando total humildad práctica. Por eso habla del programa de la vida, ya que el agua tiene lo que la planta y el hombre necesitan, y de la autoexistencia, que te da tal seguridad que ya no pierdes energía dudando ni sintiéndote fuera de lugar. Estás, puedes y lo haces.

LA FAMILIA COMO COMIENZO DEL TIEMPO:
Esta familia indica el comienzo del tiempo, porque el año maya siempre comienza el 26 de julio con un sello de la familia portal, que por eso es una puerta. Para el Tzolkin la cuenta calendárica y la conciencia del tiempo se inician desde algo que se considera agua.

La familia Portal inicia la conciencia del tiempo, el año y el calendario, pero también la exigencia, porque si te pago compro tu tiempo y tienes que rendir, y eso es un engaño que te lleva al desprecio, no al aprecio.
Así, puedes convertir el tiempo en exigencia y desprecio, pero también puedes encontrar el tiempo como conciencia, que es donde aparece la expansión como luz y puedes realizar la perfección y el amor, encontrando a través de la emoción y el agua otra realidad asociada al amor y un cuerpo de luz que se nutre de luz y de amor.
La tormenta, sello 19, es la puerta a la iluminación, sello 20, el sol.

http://viatzolkin.com/e-books-libros-y-calendarios/el-libro-de-las-familias/

OSIRIS Y LA FAMILIA PORTAL

OSIRIS Y LA FAMILIA PORTAL (Extracto del LIbro de las Familias)
El primero de los 5 días epagómenos está asociado a Osiris, que es el Dios egipcio de la fertilidad y la resurrección. El color con el que se representa a Osiris es el verde, haciendo referencia a la vegetación correspondiente a las crecidas del Nilo. Las tierras son fertilizadas por el Nilo cíclicamente y luego se vuelven a agostar. Por eso Osiris habla de resurrección y fertilidad.

Al ser el primer día epagómeno lo podemos relacionar con el primer día fuera del tiempo, que en el Tzolkin siempre sucede en un sello de la familia del agua: luna, mago, tormenta o semilla.
Relacionamos las crecidas del Nilo con la familia del agua en el Tzolkin; el agua con la LUNA; la fertilidad y el crecimiento con la SEMILLA; la resurrección con la TORMENTA. Pero también Osiris está relacionado con el MAGO, ya que Osiris enseña a los egipcios las leyes, la agricultura y la civilización. El mago tiene que ver con el aprendizaje, pero además la sincronía entre Osiris y el mago está en que Osiris, una vez muerto, es cortado en 14 trozos, y el 14 es el número del sello del mago.

La historia o el cuentecito consisten en que Osiris representa el bien y es asesinado por Seth, que representa el mal, volviendo a la vida por su mujer Isis, que es el amor. Osiris es el rey de los muertos y ahí también vemos una resonancia con la luna, que es la luz en la oscuridad de la noche, al igual que Osiris, al ser el rey de los muertos, es la luz en la oscuridad.

Osiris es el nombre helenizado de Asir, que es su auténtico nombre en Egipto. Está indicando una resonancia con Asiria (Mesopotamia), de donde proviene Abraham y todo su pueblo, de modo que en la civilización y en la sabiduría egipcia también encontramos la presencia de Abraham y de todo su pueblo.

Otra sincronía entre Osiris y la familia portal es que esta familia inicia el tiempo, y se considera que Osiris es el comienzo de la civilización egipcia. Los dos son un inicio.

La familia portal está formada por la semilla, la luna, el mago y la tormenta. Está asociada a una energía de transmutación y emoción

LA FAMILIA PORTAL (Extracto del Libro de las Familias, de próxima publicación)
La familia portal está formada por la semilla, la luna, el mago y la tormenta.
Está asociada a una energía de transmutación y emoción.

Es el acceso a una realidad donde hay más consciencia.

La característica relevante de esta familia es el AGUA, la emoción, estando expresada la sanación aquí por medio de la transmutación, de forma que las personas de esta familia están invitadas a ver cómo lo que parecía lo peor, resulta ser lo mejor.

LA FAMILIA DEL AGUA
En la división de los 20 sellos según el ritmo del 4, es decir, en los cuatro colores, el agua está expresada por el segundo color, el blanco, pero cuando se dividen los 20 sellos en 5 familias, el agua está representada por la familia Portal.

La semilla se nutre de agua; es agua convirtiéndose en vida orgánica.
La luna, asociada a las emociones, es propiamente el agua en el Tzolkin.
La tormenta obviamente está formada por agua, y es el prototipo de transformación o transmutación en esta familia.
El mago, de color blanco, saca su fuerza del agua, de la emoción, de la empatía. Sabe viajar a través de las neuronas espejo, para sanarte, porque su oculto es la mano, la sanación, y su herramienta es hacerse uno contigo desde la empatía.
La medicina china reconoce que el cerebro y el sistema nervioso están regidos por el riñón, que corresponde precisamente al agua. El agua es el componente mayoritario del cerebro, luego es quien aprende.
Sabemos que el mago es el mago del agua, y es que a esta familia le ayuda mucho el conocimiento del Tzolkin.

Precisamente el Tzolkin tipo presenta a la semilla, es decir, al árbol y al agua, como prototipo del tono 4, asociada a la autoexistencia y con algo muy práctico que es la respuesta a “cómo puedo lograr o realizar el propósito”.
Así, vivir el agua es la forma de lograr el propósito del Tzolkin.
La experiencia de la autoexistencia es fundamental para ser prácticos y poder lograr cosas. De hecho el agua es lo más práctico que existe, por su necesidad: el hombre necesita el agua, que le permite lograr su propósito de seguir vivo, y las plantas necesitan agua para crecer.
El agua es práctica sin darse aires de superioridad, demostrando total humildad práctica. Por eso habla del programa de la vida, ya que el agua tiene lo que la planta y el hombre necesitan, y de la autoexistencia, que te da tal seguridad que ya no pierdes energía dudando ni sintiéndote fuera de lugar. Estás, puedes y lo haces.

LA FAMILIA COMO COMIENZO DEL TIEMPO
Esta familia indica el comienzo del tiempo, porque el año siempre comienza con un sello de la familia portal, que por eso es una puerta.
Para el Tzolkin la cuenta calendárica y la conciencia del tiempo se inician desde algo que se considera agua.

La familia Portal inicia la conciencia del tiempo, el año y el calendario, pero también la exigencia, porque si te pago compro tu tiempo y tienes que rendir, y eso es un engaño que te lleva al desprecio, no al aprecio.
Así, puedes convertir el tiempo en exigencia y desprecio, pero también puedes encontrar en el tiempo como conciencia expansión como luz, donde puedes realizar la perfección y el amor, encontrando a través de la emoción y el agua otra realidad asociada al amor, y un cuerpo de luz que se nutre de luz y de amor.
La tormenta, sello 19, es la puerta a la iluminación, sello 20, el sol.

Los dioses no son dioses, son conceptos, pero fragmentados, y es necesario unir las diferentes tradiciones para encontrar el sentido

En este primer día fuera del tiempo, semilla 4, de la familia portal, creemos que es interesante hablar de los días epagómenos, y en concreto de Osiris y la familia portal.

DIOSES EPAGÓMENOS (Extracto del libro en preparación sobre las familias)
Los dioses no son dioses, son conceptos, pero fragmentados, y es necesario unir las diferentes tradiciones para encontrar el sentido. Son conceptos, no dioses, que contienen información para el siglo XXI, codificada, y que es preciso interrelacionar, es decir activar la malla que une a todas las culturas, para que aparezca el contenido. Son informaciones procedentes de dimensiones superiores, y el Tzolkin es un traductor.

El calendario egipcio contiene 360 días laborables, normales, y 5 días especiales, epagómenos, dedicados al nacimiento de sus dioses.
Esto es una plantilla similar al del año civil maya, donde hay 360 días de vida normal y 5 días especiales, que nos gusta llamar “fuera del tiempo”.
En los 5 días epagómenos se habla de los 5 dioses de Egipto, pero no son dioses, sino contenidos de información; son contenidos o llaves.
En el Tzolkin también se habla de 5 familias y podemos relacionar cada familia con un día epagómeno y con un dios egipcio

FAMILIA PORTAL Y OSIRIS
El primero de los 5 días epagómenos está asociado a Osiris, que es el Dios egipcio de la fertilidad y la resurrección, y el color con el que se le representa es el verde, porque hace referencia a la vegetación correspondiente a las crecidas del Nilo.
Las subidas del Nilo fertilizan la tierra cíclicamente y luego se vuelven a agostar, por eso Osiris habla de resurrección y fertilidad.

Al ser el primer día epagómeno lo podemos relacionar con el primer día fuera del tiempo, que en el Tzolkin sucede en la familia del agua: luna, mago, tormenta y semilla.
Estamos hablando de las crecidas del Nilo y de la familia del agua en el Tzolkin; del agua y la LUNA; de la fertilidad y de la SEMILLA, es decir de florecer; de la resurrección y de la TORMENTA; y también estamos hablando del MAGO, ya que Osiris enseña a los egipcios las leyes, la agricultura y la civilización. El mago tiene que ver con el aprendizaje, pero además la sincronía entre Osiris y el mago está en que Osiris, una vez muerto, es cortado en 14 trozos, de modo que Osiris es un 14, como el sello del mago.

La historia o el cuentecito es que Osiris representa el bien y es asesinado por Seth, que representa el mal, volviendo a la vida por su mujer Isis, que representa el amor.
Osiris es el rey de los muertos. Ahí también vemos una resonancia con la luna, porque al ser el rey de los muertos es la luz en la oscuridad y la luna también es la luz en la oscuridad de la noche.

Osiris es el nombre helenizado de Asir, que es su auténtico nombre en Egipto, y está indicando una resonancia con Asiria (Mesopotamia), que es el origen de Abraham y de todo el pueblo que de él proviene, de modo que en la civilización y en la sabiduría egipcia también encontramos la presencia de Abraham y todo su pueblo.

Otra sincronía entre Osiris y la familia portal es que esta familia inicia el tiempo, y se considera que Osiris es el comienzo de la civilización egipcia.
Los dos son un inicio, y eso nos llevaría también al primer castillo.

LA FAMILIA PORTAL: semilla, luna, mago y tormenta (Extracto del Libro en preparación sobre las familias)

La familia portal está asociada a una energía de transmutación y emoción.
Es el acceso a una realidad donde hay más consciencia.
Está formada por la semilla, la luna, el mago y la tormenta.

La característica relevante de esta familia es EL AGUA, la emoción, estando expresada la sanación aquí por medio de la transmutación, de forma que esta familia está invitada a ver cómo lo que parecía lo peor, resulta ser lo mejor.

LA FAMILIA DEL AGUA
En la división de los 20 sellos según el ritmo del 4, es decir en los cuatro colores, el agua está expresada por el segundo color, el blanco, pero cuando se dividen los 20 sellos en 5 familias, el agua está representada por la familia Portal.

La semilla se nutre de agua; es agua convirtiéndose en vida orgánica.
La luna, asociada a las emociones, es propiamente el agua en el Tzolkin.
La tormenta obviamente está formada por agua, y es el prototipo de transformación o transmutación en esta familia.
El mago, de color blanco, saca su fuerza del agua, de la emoción, de la empatía. Sabe viajar a través de las neuronas espejo, para sanarte porque su oculto es la mano, la sanación, y su herramienta es hacerse uno contigo desde la empatía.

La medicina china reconoce que el cerebro y el sistema nervioso están regidos por el riñón, que corresponde precisamente al agua. El agua es el componente mayoritario del cerebro, luego es quien aprende.

Sabemos que el mago es el mago del agua, es decir del Tzolkin, y es que a esta familia le ayuda mucho el conocimiento del Tzolkin.
Precisamente el Tzolkin tipo presenta a la semilla, es decir al árbol y al agua, como prototipo del tono 4, asociada a la autoexistencia y con algo muy práctico que es la respuesta a “cómo puedo lograr o realizar el propósito”.
Así, vivir el agua es la forma de lograr el propósito del Tzolkin.

La experiencia de la autoexistencia es fundamental para ser prácticos y poder lograr cosas. De hecho el agua es lo más práctico que existe, por su necesidad. El hombre necesita agua y el agua le permite lograr su propósito de seguir vivo. Las plantas necesitan agua para crecer.
El agua es práctica sin darse aires de superioridad, sino que con total humildad es práctica y lo demuestra. Pero eso habla del programa, del programa de la vida. El agua tiene lo que la planta o el hombre necesita.
Y la autoexistencia te da tal seguridad que ya no pierdes energía dudando ni sintiéndote fuera de lugar. Estás, puedes y lo haces.
La familia como comienzo del tiempo
Esta familia indica el comienzo del tiempo, porque el año siempre comienza con un sello de la familia portal, que por eso es una puerta.
Para el Tzolkin la cuenta calendárica, es decir la conciencia del tiempo, se inicia desde algo que se considera agua.

La familia Portal inicia la conciencia del tiempo, el año y el calendario, pero también la exigencia, porque si te pago compro tu tiempo, tienes que rendir, y eso es un engaño que te lleva al desprecio, no al aprecio.
Así, puedes convertir el tiempo en exigencia y desprecio, pero el tiempo como conciencia es donde puedes encontrar expansión como luz, donde puedes realizar la perfección y el amor, encontrar a través de la emoción y el agua otra realidad asociada al amor, y encontrar también un cuerpo de luz que se nutre de luz y de amor.

La tormenta, sello 19, es la puerta a la iluminación, sello 20-el sol.