9 marzo 2017: Sentir nuestro cuerpo físico como parte del ser espiritual, es un servicio a la humanidad y a la madre tierra

9 marzo 2017. SERPIENTE Eléctrica 3. Onda de la noche. Viento 10 y Águila 3 en el Tzolkin evolutivo. Nawal 9 kawok

Estamos en el tercer día de la onda de la noche, donde podemos visualizar y ensoñar la abundancia para todos, como forma de co-crear la realidad.
En este día el Tzolkin nos propone dedicar atención al cuerpo físico, buscando buenas sensaciones y elevando su energía vital. Se trata de encontrar la luz que hay detrás de todo lo aparentemente material. Es el encuentro de lo material con lo espiritual.
Cuando nuestra energía física aumenta también tenemos más fuerza para ensoñar y meditar, disfrutando con ello.

De esta forma, trabajando en lo personal estamos también colaborando a elevar la energía de la madre tierra, esa kundalini que en la actualidad se está desplazando hacia los Andes.
Elevar nuestra kundalini, en conexión con la kundalini de la tierra, es un servicio a la humanidad, algo que produce una gran expansión de conciencia (guerrero, sello oculto). Es una forma de sentirnos bien, ocupando nuestro sitio y a la vez mejorando la sensación vital.

Quizá se trate de un primer paso para integrar la dualidad, sintiendo nuestro cuerpo físico como parte de nuestro ser espiritual. Aunque para ello, tendremos que elevar su vibración. Las fronteras entre los mundos están cada vez más cercanas.

Gracias por estar ahí, formando parte de los seres humanos que está despertando.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *